Palabras de invocación del presidente CODUE en la Audiencia Solemne del TSE.

Saludos a todos y todas las autoridades   civiles, militares, eclesiales presentes en este acto en el nombre de nuestro Señor y Salvador Jesucristo

Abundantes bendiciones del Dios Todopoderoso para el Pleno de los jueces del Tribunal Superior Electoral en la persona del Juez Presidente Román Jáquez Liranzo, por considerara nuestra institución y a mi persona para la invocación divina en esta Audiencia Solemne, y el festejo del octavo aniversario de vida institucional de esta corte, considerada como la máxima autoridad en materia contenciosa electoral de la República Dominicana.

Gracias le damos a Dios porque la justicia electoral ha tenido un gran auge en casi todas las naciones y nuestro país no es la excepción. En tal sentido, valoramos como positivo, aprendizaje, consolidación y crecimiento de  estos ocho años de gestión y el papel realizado por los jueces del  TribunalSuperior Electoral,  como eje  fundamental en el ordenamiento jurídico dominicano, un Corte  que ha  sentado las bases para un ejercicio más democrático de los derechos de participación política, tanto a lo internocomo a lo externo de los partidos, agrupaciones y movimientos políticos, dictando decisiones de gran impacto para los  diferentes sectores de la sociedad dominicana.

Alcanzar un mayor grado de aproximación a la consolidación del sistema de derecho de los electores y facilitar el acceso a la justicia electoral, como parte del rol que están llamados a desempeñar los tribunales electorales, dentro del esquema de Organismos de Administración Electoral (OAE), no ha sido  tarea fácil ; por lo que elevamos plegarias de manera constante  y rogamos a Dios que  guie a los magistrados de esta Alta Corte,  a fin de que estos sigan   aportando  al sistema democrático dominicano,  bajo  principios y valores que inspiren  y nos ayuden a ser cada vez más transparentes, íntegros, imparciales,  honestos; y que podamos  levantar   siempre la “Bandera” de la excelencia, la cooperación y la imparcialidad.

Desde el Consejo Dominicano de Unidad Evangélica y nuestra membresía a nivel nacional, levantaremos nuestras voces desde nuestras congregaciones cristiana a fin de que Dios les colme de sabiduría y para seguir fomentando  la trasparencia, la preservación de las garantías ciudadanas y el respeto a los derechosfundamentales que siguen siendo temas de discusión y que  cada vez cobranmayor importancia en la agenda internacional y que repercuten directamente en la consolidación del sistema democrático, el sistema electoral dominicano.

En el nombre del CODUEy en el mío propio, reciban la más cordial y abundantes bienaventuranzas en la celebración del octavoaniversario del funcionamiento de este órgano jurídico de carácter autónomo.

Seguiremos clamando con oraciones al Creador del universo por un mejor sistema de administración de justicia, qué garantice el ejercicio de los derechos políticos electorales de las personas y decidir con transparencia, imparcialidad en cada una de las decisiones.

Sabemos que tienen retos, compromisos por delante de continuar con el fortalecimiento de la administración de justicia contenciosa electoral para mantener la eficiencia y eficacia de esta atribución constitucional en beneficio de la población.

La consolidación de la imagen institucional del Tribunal Superior Electoral a través del acceso de la población a los diferentes servicios, la eficiencia de estos, el contacto con la sociedad y el afianzamiento de

la justicia electoral.

Creemos en una República Dominicana libre, independiente, soberana

y eterna, como fue el sueño anhelado de nuestros padres fundadores. Y como lo establecen las Sagradas Escrituras en el libro de los Proverbios de Salomón (capitulo 21: 21) El que va tras la justicia y el amor halla vida, prosperidad y honra.

Dios bendiga este tribunal electoral, Dios colme de abundantes bendiciones al pleno que lo integran.

Dios los bendiga a todos y todas.

Agrega un comentario 💬